Como mejorar tu autoestima

La baja a autoestima o falta de autoestima es una de los problemas más frecuentes en las consultas de los psicólogos. La percepción negativa hacia uno mismo de las personas con baja autoestima llega a afectar a la vida cotidiana del indivíduo.

El problema de la baja autoestima es solo la punta del iceberg. La carencia de autoestima arrastra hacia otros problemas psicológicos como pueden ser la ansiedad o una depresión, que pueden a su vez desembocar en otros como aquellos relacionados con la imagen corporal y autoestima (por ejemplo los transtornos de alimentación), o algunas adicciones a ciertas sustancias.

Mejorar tu autoestima es fácil, si sabes como

Antes de continuar, veamos algunos tips para mejorar la autoestima. Mejorar la autoestima es fácil, si sabemos como. Siguiendo los siguentes consejos aprenderemos a querernos, mejorará la imagen y la percepción que tenemos de nosotros mismos y seremos más felices.

Haz todos los días algo que te haga feliz.

Consejos rápidos para mejorar la autoestima

  1. Acéptate tal y como eres. El objetivo es se feliz.
  2. Piensa en positivo. Aprende a deshechar los pensamientos negativos.
  3. No te compares con nadie. Nadie es mejor que nadie, todos somos diferentes.
  4. Establece metas realistas. Las espectativas demasiado altas llevan a la frustración.
  5. Aprende a relajarte. Las técnicas de relajación te ayudarán a pensar con más claridad y ser más objetivo contigo mismo.
  6. Dedícate algo de tiempo. Tiempo para el ocio, el descanso y «mimarte» un poco. Haz todos los días algo que te guste hacer.
  7. Quiérete mucho. Una buena autoestima comienza por el amor hacia uno mismo.
  8. Perdónate, no te culpes por experiencias pasadas. Déja los errores atrás y prepárate para un presente y futuro mejor.

Pero, ¿Sabemos realmente qué es la autoestima? El concepto de autoestima hace referencia a las percepciones, creencias y pensamientos que tenemos de nosotros mismos. A menudo estas percepciones son autoevaluaciones y valoraciones hacia nuestra propia persona y nuestras experiencias pasadas.

El problema viene cuando estas percepciones, autoevaluaciones y valoraciones se convierten en juicios. La persona con baja autoestima tiende a juzgarse de forma negativa. Enjuiciarse conlleva a culparse, perder la seguridad en uno mismo y tener miedos. La falta de seguridad hace que la persona se sienta inferior a los demás (comparaciones), dejar de opinar (mi opinión no vale) y a buscar la aprobación en otras personas.

Una de las consecuencias de sentirse inseguro es que produce que no nos sintamos lo suficientemente atractivos. Lejos de parecer algo superficial, mejorar la imagen corporal puede ser un primer paso hacia una autoestima saludable.

Autoestima e imagen corporal

El concepto de imagen corporal se forma durante las fases de desarrollo de nuestra personalidad a partir de lo que otros comentan sobre nosotros. Muchas veces son etiquetas que los entornos familiar, escolar, o la sociedad nos ponen. Estas «etiquetas» nos condicionan y muchas veces estas «etiquetas» son arrastradas de forma inconsciente hasta la edad adulta.

Al final, la imagen corporal es lo que pensamos de nosotros mismos, sea condicionada o propia.

Es importante ser objetivo con uno mismo y aceptarse.

Aceptarse es la clave. Cuando la persona tiene una imagen objetiva de sí mismo y se acepta tal cual es, los problemas de baja autoestima desaparecen.

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies