precauciones al tomar proteínas

Precauciones al tomar proteínas

Los batidos de proteínas son un excelente suplemento para deportistas, ya sea whey, secuencial, caseína, isolada… Sin embargo, debemos tomar algunas precauciones al tomar proteínas, ya que el abuso y la toma en exceso de este tipo de productos de suplementación deportiva puede acabar dañando los riñones y el hígado, debido al trabajo extra que supone para estos organos procesar demasiada proteína.

Batidos y suplementación, precauciones al tomar proteínas

precauciones al tomar proteínas

Los riñones son los que más pueden sufrir el exceso de proteínas, ya que tienen que eliminar más resíduos orgánicos, lo que supone un esfuerzo extra para ellos. Estos resíduos pueden acumularse y empeorar el funcionamiento de los riñones.

Antes de tomar suplementos de proteínas, es necesario que se analice la alimentación, para ver si ya se está aportando las cantidad necesaria de proteínas, y también analizar el deporte o actividad que se realiza, porque si una persona realiza entrenamento de alta intensidad, es posible que esa persona necesite proteínas para recuperar el músculo. Consulta a un especialista en nutrición deportiva, nutricionista o médico antes de tomar este tipo de productos.

Cantidad recomendada de proteínas diaria

Para calcular cual es la cantidad que se debe tomar de proteína por día, podemos orientarnos por el siguiente cálculo: 0,8 g. de proteínas por cada Kg. de peso al día en indivíduos sedentarios. En un deportista, la necesidad de proteínas es mayor, y puede ser de hasta 1,4 gramos por Kg. de peso. En algunos casos se podría llegar hasta los dos gramos por Kg.

¿Qué pasa cuando se toma más proteína? No sirve para nada, tomar demasiada proteína en una misma toma provoca que el cuerpo elimine lo que no necesita, por lo que los riñones están trabajando para nada. La forma más correcta de ingerir la cantidad de proteínas diaria, es repartida entre diferentes tomas, a lo largo del día.

Como liberar al hígado y los riñones

Podemos evitar que los riñones e hígado trabajen en exceso, eliminando o reduciendo otras cosas que también les den trabajo extra, como el consumo de alcohol. El consumo de alcohol supone para el hígado una carga de trabajo extra.

Eliminar las grasas saturadas. Las grasas saturadas (como el aceite de palma) están presentes en casi todos los alimentos procesados, precocinados, congelados, snacks y bollería. Procesar estas grasas saturadas es otra forma de hacer trabajar al hígado y los riñones.

Tomar alimentos depurativos y diuréticos, así como beber agua, ayuda a mantener nuestros riñones en buen estado. Consumir frutas y verduras, batidos detox… que además nos aportarán un extra de vitaminas.

Hacer descansos. Dejar de tomar los suplementos de proteínas durante unas semanas de vez en cuando, para depurar el organismo. Esperamos que te hayan servido estos consejos y precauciones al tomar proteínas.


Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies